logo

Invernadero Exterior

Con 3 niveles y 12 estantes

Ciencia para Niños

kit con más de 20 experimentos

Walkie Talkies Weatherproof

2 unidades de largo alcance

Mini Invernadero Hogar

Crecimiento orgánico de plantas

Un mexicano con investigación económica en Madrid

Por Ana Luisa Guerrero

Madrid, España. 18 de agosto de 2015 (Agencia Informativa Conacyt).- “Por una extraña razón se me dan bien los números”, reconoce Francisco Pérez Hernández, el mexicano que por esa cualidad y el empeño que pone en su trabajo ha logrado subir, uno a uno, los peldaños hacia sus objetivos: dedicarse a la docencia, la investigación y la aplicación de las teorías matemáticas a la economía.

 banner francisco perez hernandez

Profesor investigador en el Departamento de Financiación e Investigación Comercial de la Universidad Autónoma de Madrid (UAM), este joven de apenas 33 años tiene muy sólidas las metas: dedicarse a la academia con residencia permanente en Europa.

Originario de Guadalajara, Jalisco, asumió con éxito las oportunidades que la vida le presentó, ya sea en Estados Unidos, España y Francia.

Hoy vive en Madrid, imparte clases a estudiantes de licenciatura en Economía, Administración y Dirección de Empresas, y Economía y Hacienda en la UAM; además, centra su investigación en dos líneas: los factores determinantes y spillovers de la inversión extranjera directa, y en finanzas cuantitativas, riesgo de mercado y de crédito. A la par, en la iniciativa privada dirige el Subdepartamento de Riesgo Financiero en Intermoney, la segunda gestora de fondos de inversión más importante en Iberoamérica.

Buenos mentores

En las oficinas de esta empresa, en la ordenada calle del Príncipe de Vergara en Madrid, Pérez Hernández conversa con la Agencia Informativa Conacyt acerca de su madrid francisco perez hernandeztrayectoria fuera de las fronteras mexicanas desde hace 10 años.

Completamente adaptado a la forma de vida en estas latitudes —hasta en adoptar el acento español—, sabe que gracias a una pizca de suerte encontró profesores que delinearon su destino.

En su paso por la Universidad de Guadalajara, donde estudió Administración y Dirección de Empresas, fueron valiosos los consejos de Tonatiuh Bravo Padilla, actual rector de la institución, quien lo impulsó a estudiar una maestría.

“Al terminar la licenciatura en la universidad tuve la suerte de titularme por promedio sobresaliente y metí la solicitud a un máster que se estudia en Madrid y en París”, recuerda.

Antes de esa experiencia europea, Pérez Hernández hizo una parada en California, Estados Unidos, para estudiar un diplomado en Finanzas en la Escuela de Negocios Paul Merage, de la Universidad de California, de la cual tiene un mal recuerdo por la falta de compromiso de estudiantes y algunos profesores para asistir a las clases.

De ahí que se enfocara en la maestría en Economía, Administración y Dirección de Entidades que ofrecían a la par la Universidad Autónoma de Madrid y la Universidad París-Dauphine.

Al buscar el apoyo de una beca se encontró con el requisito de que al terminar los estudios debía volver a México, algo que no vio como opción debido a su aspiración de hacer carrera docente en aquel continente.

“No hice trámites para becas en México y con ahorros y ayuda de mis padres estuve manteniéndome el primer año en Madrid, porque tuve la suerte que a francisco perez hernandez01los pocos meses de estar acá se lanzara una convocatoria de beca en prácticas del gobierno francés, en el Departamento de Econometría”, señala.

Coincidir con el catedrático José Vicéns Otero, quien impartía clases en la maestría en ambas universidades y promovía la convocatoria de la beca, fue un factor determinante.

“Hice el examen y, por una extraña razón, se me dan bien los números, por lo que saqué muy bien esa parte y me dieron la beca”, dice.

Este apoyo, explica, le daba lo suficiente para mantenerse en Madrid y principalmente en París, donde el costo de los servicios es más elevado.

Camino a la academia

Al conseguir esa beca, Pérez Hernández adquirió el compromiso implícito de hacer carrera con ese profesor, quien lo llevó a formar un amplio currículo que a los 25 años le permitió obtener la plaza de profesor ayudante en la UAM.

“Este profesor me apoyó y toda la investigación que hacía eran publicaciones; me enviaba a congresos, cuestiones que yo hacía por trabajo porque era mi beca y no veía la perspectiva de impacto que tenía. Y claro, a los 25 años nadie tiene el currículo de investigador que tenía yo, pero fue por suerte, porque fui arrastrado por la corriente”, refiere.

Pero esa suerte no tendría réplica sin esfuerzo y trabajo constante. Buscaba una mejor posición en la universidad, por lo que siguió con investigación y publicaciones que le han permitido tener la plaza de doctor, escalón previo para profesor titular, puesto al que aspira.

Aprovechar oportunidades

De mirada transparente, el investigador evoca esos recuerdos como si hablara de varias décadas atrás, cuando en realidad se trata de poco tiempo. Lo que reconoce es que ha aprovechado todas las oportunidades. Fue así que incursionó en el sector privado, desconocido para él, pues en México solo tuvo empleo en una empresa de mensajería atendiendo en el mostrador, trabajo de medio tiempo ideal para estudiantes.

Recuerda que este profesor español tenía contacto con exalumnos instalados en distintas empresas. Un día, una de ellas —quien era directora de Evaluación de Intermoney— le pidió recomendar a un joven con determinado perfil, con el cual Pérez Hernández cumplía.

“Acepté el trabajo, estuve trabajando con ella y por la flexibilidad del trabajo me atrajo la oferta. Entré como analista de riesgo y ahora dirijo el Subdepartamento de Riesgo Financiero, entonces —de momento— estoy bien”, explica.

Pasión por la investigación

Doctor en Modelización Económica Aplicada por la Universidad Autónoma de Madrid, Pérez Hernández conoció su verdadera pasión en España cuando descubrió la forma en que se realiza la investigación en temas económicos.

“Descubrí qué era la investigación, no sabía que existía porque en la universidad ni los mismos profesores investigan; ahora lo sé porque estoy de profesor y cuando voy a la UNAM (en México) veo que ahí sí hay algunos equipos de investigación buenos; allá doy un seminario de cómo enseñar a la gente a investigar, sobre todo a profesores”, refiere.

Y es que, en esta área, le fascinó la idea de aplicar la teoría aprendida durante años de estudio porque “me di cuenta que todas esas fórmulas de cálculo, álgebra lineal, que memorizaba, tienen aplicación y eso es lo que me incentivó para interesarme en ello y ampliar mi red de investigación”, añade.

En esta labor destaca las redes de colaboración e intercambio que teje con investigadores de diversas instituciones, como universidades en Bruselas, Brasil, Venezuela y México.

En el caso de nuestro país, mantiene una estrecha comunicación con profesores de la Facultad de Economía de la Universidad Nacional Autónoma de México (UNAM) y de la Universidad Autónoma de Nayarit en el Programa Delfín, a través del cual recibe en Madrid a alumnos mexicanos de licenciatura para que estudien estancias de verano, con el propósito de impulsar vocaciones científicas y de investigación.

finanzas francisco perez hernandezActualmente, este joven se enfoca en las finanzas cuantitativas —medición de volatilidad de riesgo— que ha tomado gran importancia derivada de la quiebra de muchos productos financieros a causa de la crisis.

“Ahora mismo estoy en evolución de más o menos analizar un tema de cuál es la volatilidad histórica para proyectar a futuro, ese es mi principal tema de investigación”, apunta.

Durante estos años, como parte de sus investigaciones de maestría y doctorado, también ha desarrollado estudios sobre inversión extranjera directa de España, y además ha publicado sobre esa inversión en México, Brasil y otros países de Latinoamérica.

Plan de vida

A corto plazo, Francisco no planea volver a México, aunque viaja al menos una vez al año por motivos académicos o familiares. Su plan es conseguir la plaza de profesor titular en alguna universidad de España, un reto difícil pero que está seguro cumplirá.

“Mi idea es dedicarme a la docencia y la investigación, tengo que acreditarme para una figura de profesor titular, es un poco complicado, tengo que esperar porque piden un sexenio ininterrumpido investigando, que haya recursos públicos, y posiblemente tenga que salir de Madrid porque aquí las plazas están ocupadas”, añade.

Por ello confía en que, los números, que se le dan bien, sigan sumando a su favor.

 

Licencia de Creative Commons
Esta obra cuyo autor es Agencia Informativa Conacyt está bajo una licencia de Reconocimiento 4.0 Internacional de Creative Commons.

 



Agencia Informativa Conacyt

 

Reloj Digital HighTec

Resistente al agua ultra fino

Botas de Senderismo

Impermeables para mujer

Mochila de Viaje

Backpack impermeable hombre o mujer

Bolsas Cultivo Papas

Plantar en el hogar tubérculos

Algunos derechos reservados 2015 ®
Ciencia MX
Conoce nuestras políticas de privacidad
logotipo

México, CDMX


 

Search Mobile